Pensá en el pan de la mejor hamburguesa que hayas comido en tu vida. Una de esas de autor, del local que más te guste. Ahora hacé foco en el pan. Porque, sabemos, el pan es tan importante como el medallón de carne, amigues. Tiene que ser un pan suave, esponjoso, dorado por fuera, un osito de peluche por dentro. ¡Sí! Hablamos de la receta pan de papa. 

Es más, casi no tenemos certezas de nada en esta vida, excepto una: hacer la receta de pan de papa perfecta es fundamental para el éxito de una burger. Y tenemos fundamentos: el pan tiene que ser tierno y húmedo, tiene que poder sostener la carne y los aderezos y seguir manteniendo su estructura. ¿Y eso puede hacerlo cualquier pan? ¡No! Solo un autentico pan de papa, o potato bun, como se lo conoce en el norte. Acá va la receta del pan de papa perfecto.

receta de pan de papa

¿Es nueva la receta de pan de papa?

En realidad es un pan muy antiguo, ya te contamos la historia más abajo. Pero acá, el pionero fue el chef Máximo Togni, que lo hizo para sus hamburguesas de Doggs hace ya varios años. Y ahora, hasta se vende para comer en casa o para la gastronomía como si fuera pan lactal, ponele. Mirá acá (pero hay más, claro): https://www.instagram.com/pazzi_buns/

Hay tres ejes centrales: es lo más suave y esponjoso del mundo, es re fácil de hacer y posta, dura una semana en la heladera o tres meses en el freezer ya cocido. Es el pan que no envejece y eso es un golazo, porque mantiene mucho tiempo su textura.

receta de pan de papa

¿Te tentaste y querés hacerlo en casa? Ok, acá va la receta. Ojo: hay varios caminos posibles para lograr el pan de papa perfecto, vos elegís. 

Receta de pan de papa

Salen 12 unidades de 80 a 100 g c/u 

  • 180 g de leche 
  • 30 g azúcar
  • 40 g levadura fresca 
  • 450 g harina 000
  • 10 g sal
  • 2 huevos frescos
  • 2 papas hervidas y hechas puré rústico
  • 50 g de manteca (o 30 ml de aceite neutro)

Procedimiento

  1. Herví las papas con piel. Una vez cocidas pelarlas y hacer un puré rústico. Reservar.
  2. En un recipiente mezclá la leche tibia con la levadura fresca y el azúcar hasta disolver y que empiece a trabajar la levadura. Reservá.
  3. En un bol mezclá la harina, la sal y agregá la leche con la levadura. Sumá los huevos y mezclá todo con la mano o con batidora. Cuando se arma pegote, agregá el puré de papa frío o tibio (¡no caliente!), porque te va a resultar más fácil. Una vez que más o menos esté unido, bajalo a la mesada y amasá hasta que quede una masa lisa. Enseguida toma cuerpo, pero es húmeda, pegote. No sufras, no le agregues harina. Vos amasá y dale golpes contra la mesada: en cuanto se desarrolle el gluten se formará el bollo. 
  4. Recién entonces agregá la manteca pomada. Ponela en el medio de la masa y seguí amasando para que se distribuya bien. Se te van a pegar los dedos, sí. Ayudate con una espátula ancha, para levantar la masa. ¡No agregues harina! En unos 10 a 15 minutos de amasado, está.
  5. Cubrí el bollo y dejalo descansar un rato.receta de pan de papa
  6. Para hacer panes para hamburguesas, lo mejor es darle forma con un molde. Si no tenés molde, cero drama: armá cinturas con papel aluminio plegado. Incluso podés usar cinta de papel para fijarlas. Ojo, no uses ni ganchos, ni alfileres, ni nada, porque eso se puede ir dentro de la masa y santos recórcholis si lo llevás a la boca. Ojo bis, también podés no usar ningún molde y hornear los bollos así como salen. Todo bien.
  7. Armá bollos de 80 a 100 g (o más chicos, como quieras) bollando con la palma de la mano. Disponé los bollos con molde o sin él en una placa de horno con un poquito de harina. Cubrilos con un repasador y dejalos que dupliquen su volumen.
  8. Una vez que hayan levado, pintalos con clara de huevo o huevo entero si querés que queden más amarillos. Espolvoreá con semillas si te gustan y llevalos al horno precalentado a 200°C por unos 15 minutos. Si tenés un splash de vapor con un vaporizador, dale a las paredes del horno no bien metés el pan. Y después NO abras el horno hasta que estén dorados (todo dependiendo del tamaño de los panes y de tu horno).
  9. Listo papá, ya sos dueño de tus panes de papa. Ahora armá la burger que quieras, que ya tenés el 50% del camino hecho.

Curiosidades y tips varios para la receta de pan de papa

¿Querés hacer un pan de papa grande? Pero claro, simplemente horneá un bollo entero.

¿Podés usar el pan de papa para tostadas y bruschettas? ¡Pero seeee! Es lo más.

Hay receta de pan de papa con y sin huevo, con leche o agua, con leche y agua, con aceite o manteca. Vos elegís qué es mejor.

receta de pan de papa

El pan de papa es muy antiguo; se dice que de origen húngaro, donde es uno de los platos clásicos de su cocina. Allí se hace solo con papa y en vez de leche se usa el agua de cocción de las papas. 

En Alemania se llama Kartoffelbrot y se hace con harinas rústicas como la espelta y el centeno. En Irlanda, el pan de papa se llama boxty y antiguamente se hacía con una variedad de papas muy harinosas. En Polonia y Escocia también hay versiones de este básico de la panadería.

Receta de pan de papa que es una papa
La receta del pan de papa que es una papa 1

¿Cuál es el secreto del pan que vuelve locos a los fanáticos de las hamburguesas? Te lo contamos: es el pan de moda que no envejece, mantiene su textura esponjosa varios días y (¡chan!) ¡lleva papa! Acá, la receta re fácil para hacerlo en casa en pocos minutos.

Tipo: Panadería

Cocina: Panadería

Palabras claves: pan de papa, potato bun, panes de papa, pan de hamburguesa, pan de burguer

Rendimiento de la receta: 12

Calorías: 266 KC

Tiempo de preparación: PT1H30M

Tiempo de cocinado: PT15M

Tiempo total: PT1H45M

Ingredientes de la receta:

  • 180 g de leche
  • 30 g azúcar
  • 40 g levadura fresca
  • 450 g harina 000
  • 10 g sal
  • 2 huevos frescos
  • 2 papas hervidas y hechas puré rústico
  • 50 g de manteca (o 30 ml de aceite neutro)

Instrucciones de la receta:

1:

  • Herví las papas con piel. Una vez cocidas pelarlas y hacer un puré rústico. Reservar.

2:

  • En un recipiente mezclá la leche tibia con la levadura fresca y el azúcar hasta disolver y que empiece a trabajar la levadura. Reservá.

3:

  • En un bol mezclá la harina, la sal y agregá la leche con la levadura. Sumá los huevos y mezclá todo con la mano o con batidora. Cuando se arma pegote, agregá el puré de papa frío o tibio (¡no caliente!), porque te va a resultar más fácil. Una vez que más o menos esté unido, bajalo a la mesada y amasá hasta que quede una masa lisa. Enseguida toma cuerpo, pero es húmeda, pegote. No sufras, no le agregues harina. Vos amasá y dale golpes contra la mesada: en cuanto se desarrolle el gluten se formará el bollo.

4:

  • Recién entonces agregá la manteca pomada. Ponela en el medio de la masa y seguí amasando para que se distribuya bien. Se te van a pegar los dedos, sí. Ayudate con una espátula ancha, para levantar la masa. ¡No agregues harina! En unos 10 a 15 minutos de amasado, está.

5:

  • Cubrí el bollo y dejalo descansar un rato, una hora aproximadamente.

6:

  • Para hacer panes para hamburguesas, lo mejor es darle forma con un molde. Si no tenés molde, cero drama: armá cinturas con papel aluminio plegado. Incluso podés usar cinta de papel para fijarlas. Ojo, no uses ni ganchos, ni alfileres, ni nada, porque eso se puede ir dentro de la masa y santos recórcholis si lo llevás a la boca. Ojo bis, también podés no usar ningún molde y hornear los bollos así como salen. Todo bien.

7:

  • Armá bollos de 80 a 100 g (o más chicos, como quieras) bollando con la palma de la mano. Disponé los bollos con molde o sin él en una placa de horno con un poquito de harina. Cubrilos con un repasador y dejalos que dupliquen su volumen.

8:

  • Una vez que hayan levado, pintalos con clara de huevo o huevo entero si querés que queden más amarillos. Espolvoreá con semillas si te gustan y llevalos al horno precalentado a 200°C por unos 15 minutos. Si tenés un splash de vapor con un vaporizador, dale a las paredes del horno no bien metés el pan. Y después NO abras el horno hasta que estén dorados (todo dependiendo del tamaño de los panes y de tu horno).

9:

  • Listo papá, ya sos dueño de tus panes de papa. Ahora armá la burguer que quieras, que ya tenés el 50% del camino hecho.

Puntuación del editor:
5